Por qué deberíamos comprar moda sostenible

A la hora de comprar prendas, ya no sólo nos fijamos en el precio o si se puede lavar. La materia prima, el origen de esta y si es un producto sostenible son cosas que nos hacen decidir el comprar un producto o no. La mentalidad a la hora de comprar está evolucionando cada vez más. Por otro lado, cuando comenzó la industria de la moda sostenible, se entendía como algo caro. Se creía que sus costes de producción eran elevados. Pero, esto ya no es así. Cada vez son más las marcas y firmas que se dedican a la moda sostenible al alcance de todos. ¿Un ejemplo? ¡Nuestra propia marca! Por este motivo, desde Wildlife vamos a explicar en este post todas las razones por la que se debería comprar moda sostenible:

 

Ayuda al medio ambiente

Antes, moda y sostenibilidad no iban de la mano. Ahora la moda sostenible tiene su propio hueco dentro de la industria verde. El empleo de materiales naturales como el algodón orgánico, el cáñamo o el bambú, o el uso de tintes naturales, están a la orden del día. Además, se fabrican bajo un modo de producción sostenible que no dañe nuestro medio ambiente.

 

Es más que producción sostenible

El consumo de moda sostenible no solo hace que las empresas cambien a productos ecológicos o lleven a cabo un modo de producción sostenible. La moda eco promueve toda una estrategia de distribución y comercialización más sostenible. Ofrecer ropa de segunda mano o sistemas de recolección y reciclado, son iniciativas que cada vez más empresas incluyen.

 

 

Fomenta el compromiso social

La moda sostenible no sólo se basa en la producción de ropa, calzado y accesorios sostenibles medioambientalmente. Que sea socioeconómicamente sostenibles es otra de sus partes fundamentales. Esta industria promueve una producción ética, intentando siempre favorecer el acceso al empleo y el desarrollo de colectivos locales en situación de exclusión social.

 

Evita el “usar y tirar”

Las prendas producidas son más duraderas. En contraposición al fast fashion, donde lo importante es la rapidez en la manufactura y en el consumo de ropa, en la moda sostenible se usan materiales que, además de no ser nocivos para el medio ambiente, son de muy buena calidad y muy duraderos. Se usan tejidos de alta calidad y las prendas se elaboran de manera muy cuidada, por lo que se consigue maximizar la vida del producto.

 

 

Cada vez más gente consume con una mentalidad más verde. Cómo, quién y con qué se ha hecho una prenda es algo que importa.

Ser grande no es una cuestión de tamaño, sino de actitud.

 

Si quieres saber más sobre esta moda, échale un vistazo a nuestro post anterior: Desmontamos los mitos alrededor de la ropa ecológica

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *